miércoles, 25 de enero de 2012

Quiero tener una ferretería en Andalucía: Las andanzas de un punk por el sur de España

A mediados de los 80, buscando tranquilidad y fascinado por la figura de Federico García Lorca, Joe Strummer decidió abandonar Londres y viajar a Granada. Allí vivió durante algunas épocas, en las que trabó amistad con músicos locales, se aficionó al Ron Pálido motrileño y persiguió el fantasma de Lorca. También se instaló durante algunas épocas en San José, un pequeño pueblo del almeriense Cabo de Gata. De esta época poco documentada de la vida del que fuera líder de The Clash habla 'Quiero tener una ferretería en Andalucía', el documental que ha grabado el director Carles Prats, con la ayuda de Javier Navarrete y Antonio Jesús García Che.

Con la Alhambra al fondo

Cuando Joe Strummer aún era John Mellor conoció en una casa ocupada de Londres a Paloma Romero, una malagueña que había viajado a Inglaterra junto con su hermana Esperanza huyendo de la gris sociedad de la España franquista. Joe (John) inició una relación con Paloma (rebautizada más tarde por Paul Sinomon como Palmolive, futura batería de The Slits y The Raincoats) y fueron las hermanas Romero, junto con un disco que éstas tenían donde Paco Ibáñez cantaba canciones de Lorca, las responsables de que el joven inglés se empezara a interesar por España en general, por Andalucía en particular y por la figura de Lorca por encima de todo. En aquella casa ocupada quedó Strummer inoculado de aquel virus que, años más tarde, le empujó a viajar al sur de la península ibérica, rumbo a la ciudad de la Alhambra.

Estaban una noche los componentes de 091 en el pub Silbar cuando apareció por allí un tipo delgado y desgarbado. Fue José Ignacio Lapido quien se percató del enorme parecido que aquel hombre tenía con el cantante de sus idolatrados The Clash. Como quiera que por Granada existía el rumor -leyenda urbana, se creía- de que integrantes del grupo inglés se paseaban por la ciudad, Lapido y compañía se acercaron al extraño para averiguar si era o no el autor de 'London Calling' y 'Spanish Bombs'. La respuesta, afirmativa, supuso el inicio de una bonita amistad entre los músicos autóctonos y el forastero, que culminó con la producción de 'Más de cien lobos', el segundo disco de 091, por parte de Strummer.

Aunque no formaba parte de los 091, Jesús Arias, integrante de los TNT y hermano de Antonio (bajo de los Cero, a los que dejaría posteriormente para formar Lagartija Nick), formaba parte de su círculo de amigos y fue, gracias a su buen dominio del inglés, el que más relación terminó trabando con el cantante de los Clash. Es precisamente Jesús Arias el hilo conductor de 'Quiero tener una ferretería en Andalucía'. Él es que más minutos de metraje ocupa y suyas son las anécdotas más jugosas. Arias nos cuenta aquella vez que Strummer quería comprar picos y palas para desenterrar el cadáver de Lorca en Viznar, aquella otra que se arrancó a cantar por los Clash acompañado del acordeón de un músico callejero que no se creía que el tío que tenía enfrente era el cantante de su grupo favorito y otras muchas historias fascinantes. Porque estamos, fundamentalmente, ante un documental de anécdotas. Una historia coral (no hay voz en off, sólo una sucesión de voces que convivieron, de una u otra forma, con el cantante) donde los diferentes protagonistas van dibujando un mosaico de la figura de Joe Strummer, o al menos del Strummer que vivió en España. Un personaje amable, vital, tierno y divertido, muy lejos del estereotipo del icono punk.

Junto a Arias aparecen en la película otros muchos que conocieron a Strummer y trataron con él, entre otros José Antonio García Pitos, cantante de los 091; Gabriel Contreras, un médico español que coincidió con Strummer en la casa ocupada de Londres y al que éste rebautizó como Mad Doc; Richard Dudanski, compañero de Strummer en los seminales 101ers; el integrante de The Pogues Jem Finer; y la anteriormente citada Esperanza Romero, hermana de Palmolive. Especialmente destacable es la aparición de Lucinda Mellor, viuda del cantante, no muy pródiga en entrevistas.

Granada no fue el único sitio que Strummer visitó en España. Se desplazó un poco más al sureste, hacia Almería, y más concretamente al Cabo de Gata. Allí, en el pueblo de San José, adquirió una casa donde volvía cada verano a disfrutar de la playa y las veladas flamencas en Fernán Núñez, deslumbrado por el cantaor El Niño de Olivares. Pasaba las noches en el famoso bar de Jo, donde cuentan que se sentía como en casa. También el Pez Rojo o el Dagobah, míticos garitos de San José, fueron testigos de las correrías del cantante. Los responsables de los tres locales tienen su voz en la cinta, así como alguien que compartió rodaje en 'Straigh to Hell', el spaghetti western de Alex Cox que Strummer rodó en tierras almerienses junto a Courtney Love y miembros de los irlandeses The Pogues, a los que la estancia les sirvió de inspiración para componer 'Fiesta("we have fiesta and feria, we have the song of the cochona, we have brandy and half corona"). Tan metido estaba Strummer en su papel que se paseaba por la capital cada noche, tras el rodaje, con su atuendo de pistolero.

Joe y Jo

De todo esto, de las andanzas granadinas y almerienses de este punk londinense, habla 'Quiero tener una ferretería en Andalucía', un documental delicioso, esclarecedor y, a ratos, hilarante que aborda etapas de la vida de Strummer no demasiado conocidas para el gran público. La cinta fue estrenada en el festival In-Edit de Barcelona y proyectada posteriormente en el In-Edit chileno y en el festival Dock of the Bay. El pasado sábado fue el turno de Almería, con una gran acogida por parte del público (la pequeña sala de proyecciones del Museo se quedó minúscula ante la afluencia de gente), y próximamente está prevista su proyección en Granada, la otra ciudad protagonista. Aunque está grabado con medios precarios y no carece de ciertos defectos (a veces la narración coral se llega a hacer confusa y cuesta identificar a muchos de los protagonistas, puesto que sólo aparece su nombre o apodo, sin más información), es una obra imprescindible para cualquiera que sienta la más mínima curiosidad por la vida y obra de uno de los grandes creadores de la música rock del pasado siglo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts with Thumbnails